lunes, 30 de abril de 2018

PRIMERO DE BACHILLERATO ELEMENTAL






PRIMERO DE BACHILLERATO ELEMENTAL


El primer año de instituto
fue una experiencia fascinante.
En las aulas, niñas y niños,
asistíamos a grupos diferentes,
éramos dos mundos enigmáticos
que se miraban de reojo
en los recreos.
El tío del chambi y su oro de vainilla,
apareció en la primavera
para endulzar los ratos de ocio.
La posada del Óvalo daba fonda
hasta la salida del autobús.
Los días eran un cuaderno
con tapas de colores,
las páginas de un libro entre las manos
y siempre nuevos retos que vencer.
Quería conocer la dimensión del mundo
que crecía hacia dentro,
comprender la naturaleza
de las sustancias,
la maquinaria de los hombres,
las ideas del niño que acunaba sus sueños
en nidos de palomas…
Todo pasó sin darme cuenta.
La vida, como mis recuerdos,
«fue sueño ayer, mañana será tierra».
Ya lo advirtió Quevedo y tantos otros.



(La intimidad del pardillo)
Todos los derechos reservados
Mariano Valverde Ruiz (c)